Triplete inmobiliario. Cumpliendo sueños.

Triplete inmobiliario villa Hendaya Francia inmobiliaria Monpas

Triplete inmobiliario. Cumpliendo sueños.

Triplete inmobiliario. Cumpliendo sueños.

No podía dejar de contar este triplete de operaciones inmobiliarias de la que he sido parte activa como asesora inmobiliaria e implicada como compradora.

-Hace algún tiempo nos visitó en Monpas una Sra. que quería vender una villa en Hendaya. Trabajaba en Gros y le gustaba nuestro estilo, nuestra oficina, tenía claro que cuando vendiera lo haría con nosotros, nos comentó.

Le atendió Arantza, yo no estaba y le dio una cita conmigo. A los dos días conocí a la encantadora Maitetxu. Charlamos y hablo con sinceridad y confianza de los planes que tenía y su sueño de vivir en Donostia, jubilarse y comprar un piso en San Sebastián. Me explicó cómo era su casa, con un gran jardín soleado, cerca de la playa. Según me lo estaba contando, yo pensaba, ” si es la casa que soñamos Antonio y yo para disfrutar los fines de semana…”.

Visité la casa, hice la valoración, le explique el marketing que íbamos a hacer para la venta… La villa impecable, con un espectacular jardín y con una “energía” positiva que me impactó desde el primer momento. Según charlábamos en la mesa de la terraza era como si fuera una amiga de la familia.

-“Si mi marido ve esta casa, te la compra…” le dije.

-Creo que tengo el piso que buscas en Donostia dentro de tu presupuesto. 

-Ok, pues lo vemos la semana que viene con mis hij@s, me dijo.

Me dio las llaves de su casa para empezar a gestionar la venta, hacer Staging, reportaje de fotos etc.

Esa noche le conté  a Antonio: “He visto la casa de nuestros sueños, tengo las llaves”. Qué me dices?” “Ya me estás liando?”.

A los dos días estábamos pisando el césped impecable, verde y mullido del bonito jardín. Antonio hacía las preguntas típicas de un comprador interesado:

-Es negociable? Tiene prisa? Por qué la vende?.

-La vende porque se quiere ir a vivir a Donostia, tiene que encontrar un piso, le tengo que buscar, no tiene prisa, tiene que encontrar primero…

-Y qué hacemos? Y si nos la quitan? No la vendas ehh? Dile que la queremos…

La semana siguiente quedé con Maitetxu y su hija en la oficina, fuimos a visitar tres pisos. Finalmente visitamos ” su piso” y en la cocina me dijo entusiasmada, radiante:

-“Éste es el piso que me gusta”, “está impecable”, “es justo lo que busco”, pero…”tengo que vender mi casa”…

En ese momento le dije:

-Yo te compro tu casa, nos interesa a nosotros Maite.

-Siiiii? Qué me dices? Daba saltos de alegría…

El piso lo vendían Rafa y Pilar, un matrimonio maravilloso que apenas 20 días antes habían venido a Monpas a vender con nosotros, con ciertas inquietudes y premura dadas las circunstancias.

-“En cuánto tiempo lo vas a vender?, “hemos visto una casa en Denia y es la casa de nuestros sueños, pero no nos atrevemos a dar una señal sin vender aquí, es de Solvia y la vamos a perder…”.

Me había comprometido a vender su piso en menos de dos meses, ya la primera semana tuvimos una oferta baja y decidimos esperar, no era el comprador ni la oferta adecuada.

Rafa y Pilar estaban nerviosos, inquietos e ilusionados con la idea de la jubilación de Rafa y el sueño de vivir en el Mediterraneo, al sol…

Había que casar las tres operaciones, a Rafa el plazo le preocupaba, me pidió hablar con su inmobiliario de Denia para aconsejarle y dio la casualidad que era Alex de Inmoxara, al que conocía del panorama inmobiliario de facebook y fue genial!

Metí mucha caña al notario de San Jean de Luz para agilizar mi compra a Maitetxu, porque en Francia la legislación, trámite, gestión y atribuciones del notario son bien distintas y la compraventa se hilvana de otra manera. Sin prisa pero sin pausa.

Todos hemos escriturado ya nuestra compra y cumplido nuestro sueño de encontrar “la casa que se ajuste al estilo de vida de 3 circunstancias diferentes con el denominador común de la ilusión y la pasión de 5 personas especiales que buscan la felicidad en proyectos personales distintos”.

Maitetxu vivir en Donostia cerca de sus hij@s y nietos, no depender de coche, jubilarse en verano ya en San Sebastián, no cuidar el jardín que le daba trabajo, quedar con sus amigas para tomar unos “pinchos” en zona con ambiente, ir al cine andando o en bus…

Rafa y Pilar vivir en el Mediterráneo recién jubilados, tener un sotano para disfrutar del bricolaje y su colección de piedras y hacerles las peanas de madera, una terraza para sus bonsais, ver el sol todos los días en invierno y verano, tomar una cañitas en una terraza…

Y nosotros? Tener una casa con jardín y huerta en Hendaya para disfrutar del relax y la tranquilidad que nos hace falta después de las intensas y a veces estresantes jornadas laborales de ambos. Reunirnos con amigos, disfrutar con los hijos ( o que los hijos disfruten con sus amig@s). Ir a los mercadillos de “brocante” franceses que son mi delicia, dar paseos por los pueblos de la zona y estar a escasos 20 minutos de San Sebastián.

Tres historias personales, tres sueños cumplidos, 5 personas felices, 2 agentes inmobiliarios implicados y una agencia inmobiliaria comprometida con sus clientes, Inmobiliaria Monpas.

“Porque detrás de cada vivienda hay una historia y delante una persona”.

Villa Hendaya vendida inmobiliaria Monpas Cristina Repáraz

 

Cristina Reparaz.
Una enamorada de mi profesión.

 

 

1Comentarios
  • LowCost Denia
    Publicado el 12:46h, 22 agosto Responder

    Muy buena gente los de Inmoxara y muy buena inmobiliaria en Dénia
    Saludos

Publicar un comentario